Balística Investiga Armas de Alto Poder Utilizadas en Balacera

• Las autoridades ya investigan sobre el motivo que causó el enfrentamiento, al lograr capturar a dos de los delincuentes. El personal forense investiga las armas para saber si han sido utilizadas en otros hechos violentos. El comandante, Carlos Alfonso Barajas Arreola.

Por la Redacción de NoticiasPV.com

La calma terminó a las 01:00 horas de este viernes, cuando elementos de la Policía Municipal fueron enterados acerca de disparos de arma de fuego, en la calle Alameda, entre China y Japón de la colonia San Esteban.

Agentes de la Policía Municipal llegaron al lugar, en donde precisamente en esos momentos, se escucharon más disparos de arma de fuego que provenían del domicilio marcado con el número 1324, por lo que los elementos comenzaron a rodear el lugar.

Al lugar llegaron varias patrullas de Policías Estatales, los cuales detectaron que estaba tirada frente al domicilio, una motocicleta marca Itálika con placas WJU96 de Jalisco, la cual tenía reporte de robo.

Entonces fueron al domicilio número 1324, en donde al acercarse a la puerta los uniformados, escucharon otra detonación más, por lo que procedieron a entrar al domicilio, alcanzando a ver la corredera de al menos cuatro sujetos.

En eso estaban cuando en la parte trasera de la finca, se comenzó a escuchar una fuerte balacera y enseguida gritos de elementos de la Policía Municipal que resguardaban el perímetro.

Uno de los sujetos que ya había brincado hacia la parte trasera, se parapetó entre la maleza y cuando entraron elementos de la Policía Municipal, recibió a dos de ellos con disparos de armas de fuego.

Se trataba del comandante Carlos Alfonso Barajas Arreola, el cual recibió dos balazos, uno en una pierna y otro en el torax, pero éste de rozón, sin embargo Diego Armando Bañuelos Mercado, recibía un disparo en la cabeza.

Al caer los dos agentes, el sujetó salió corriendo de entre la siembra de milpa que se da a espaldas del domicilio sospechoso, en este caso por la 24 de febrero.

El sujeto se fue corriendo hacia la calle China, pero no dejaba de disparar, para esos momentos varios elementos de Seguridad Pública le comenzaron a disparar, hasta que cayó  abatido por las balas.

Más tarde se revelaba que se trataba de Carlos Okimi Ochoa Bellloso, el cual cayó al piso portando un arma; este joven es el hijo del empresario del Centro Comercial de la Batalla en El Pitillal,  Carlos Ochoa Vídrio, quien en el 2007 se vio involucrado en hechos delictivos, cuando acusó a Raymundo Cruz, como la persona que lo había agredido físicamente.

Antes, el entonces Subdirector Operativo de Seguridad Pública, en la administración de Javier Bravo, confirmó que este joven (hoy occiso), junto con otros más, habían secuestrado a un agente del área de la Academia de la Policía Municipal, lo que provocó un enfrentamiento entre el empresario y el entonces alcalde, Javier Bravo.

(Antecedentes de estos hechos en: http://www.noticiaspv.com/archivo/4806

http://www.noticiaspv.com/archivo/4818 )

Asimismo, se confirmaba la muerte de esta persona, además aseguraron la camioneta que traía lo fusiles que portaban, uno de ellos con silenciador.

Todo lo antes narrado ocurrió en entre las calles Alameda, China, Japón y 24 de Febrero en la colonia San Esteban de la delegación de El Pitillal.

En el área encontraron la camioneta, las armas, quedó el cuerpo sin vida del joven, y los dos policías los trasladaron al hospital, falleciendo uno de ellos (como ya se dijo anteriormente) en el hospital CMQ Primier. Mientras tanto las armas fueron llevadas al área de balística del Instituto Jalisciense de Ciencias Forenses, para saber si han participado en otros hechos violentos. La PGJ aquí, investiga los hechos.

ANTECEDENTES

Con nuevos datos preliminares de Seguridad Pública Municipal, se confirmó que el enfrentamiento a balazos entre policías municipales y un grupo de hombre fuertemente armados en la colonia San Esteban de la delegación de El Pitillal, dejó un saldo total de dos muertos, un herido, dos detenidos, un vehículo y seis armas aseguradas de alto poder.

De la misma manera se ratificó, tras la identificación oficial del IFE que portaba, que el presunto delincuente muerto era el hijo del empresario del Centro Comercial la Batalla, Miguel Ochoa Vídrio, Carlos Okimi Ochoa Belloso, quien al momento de morir portaba en su mano un arma calibre 9 milímetros, así lo confirmó la policía municipal de Puerto Vallarta.

Los hechos se registraron este viernes 26 de agosto del 2011, después de las 02:00 horas, sobre las calles 24 de febrero, China, Japón y Alameda de la colonia San Esteban. En el enfrentamiento, quedó este hombre muerto, pero también disparó a los policías logrando herir a dos, uno de ellos no resistió y murió en el hospital CMQ Premier, pasada las 03:30 horas. El otro agente, cuyo cargo es comandante, sigue hospitalizado.

La policía municipal, estatal y soldados de las 41ª Zona Militar, acordonaron la zona e implementaron un operativo de búsqueda de los malhechores, logrando detener a dos de ellos, un menor de edad y otro joven.
De la misma manera ubicaron un camioneta Ford F150, color blanca, en la que al dejaron abandonada los delincuentes. Al momento de la revisión encontraron cinco armas largas:

• Dos cuernos de chivo
• Una MP5, con silenciador
• Un rifle mini 14
• Una pistola calibre 25

A las 06:00 horas, personal del Instituto Jalisciense de Ciencias Forenses, la policía investigadora de la PGJ, el Agente del Ministerio Público y policías de las diversas corporaciones continúan en la zona y búsqueda de los delincuentes que huyeron.

El cadáver fue traslado a las instalaciones del SEMEFO, los detenidos los internaron en las instalaciones de la PGJ aquí y la camioneta fue trasladada al corralón.

De cómo ocurrieron los hechos, confirman los policías, recibieron un reporte a través de base CARE, donde les advertían de la presencia de hombres fuertemente armados en San Esteban, sobre la calle Alameda, al trasladarse un hombre salió armado y empezó a dispararle a los policías, por lo que éstos repelieron la agresión, con los resultados descritos párrafos arriba.

VERSIÓN OFICIAL DE LOS HECHOS

Enfrentamiento c/ dos detenidos, seis armas aseguradas, dos occisos y un lesionado .-

Siendo aproximadamente las 00:18 horas se recibió reporte de la calle Alameda número 1602, colonia San Esteban, cruce por las calles Japón y China, informando que se escucharon 15 detonaciones con arma de fuego, desconoce más información. Se comunicaron nuevamente para informar que a un costado de la Escuela Primaria se escucharon las detonaciones, pero se desconoce si existen lesionados o daños, sólo pide el reportante que vayan, no proporcionando algún otro dato.

Acuden la Unidad PV-154 al mando del Supervisor Juan Alfonso Barajas, la Unidad PV-156 al mando del Supervisor General Jaime Torres Cedano, la Unidad PV-162 al mando del Oficial Felipe Camacho Guzmán y la Unidad PV-148 al mando del Oficial Abner Ruíz, e iniciaron un fuerte operativo a cargo del Supervisor General Jaime Torres con personal a su mando,  y en ese momento no se logra ubicar nada, ni a nadie.

Posteriormente, a las 01:45 horas, se recibió una llamada telefónica informando, que por la calle  24 de Febrero se habían metido dos sujetos en la finca marcada con el número 1307 con armas, por lo que de nuevo arribaron las Unidades al lugar y se apersonaron en el terreno baldío los oficiales, Carlos Alfonso Barajas Arreola, Felipe Camacho, y Diego Armando Bañuelos Mercado, en ese lugar fue asegurado quien dijo llamarse, GUILLERMO TINAJERO RODRÍGUEZ de 17 años de edad, vecino de la colonia Morelos y Pavón, a quien se le aseguró una pistola calibre 25, marca Pietro Beretta, se ignora cuantos tiros, por lo que este manifestó que el segundo sujeto se encontraba escondido señalando el lugar.

Los Oficiales se retornaron y en ese momento fueron recibidos a tiros por el segundo sujeto, el cual accionando su arma de fuego salió corriendo hacia la calle, enfrentándose en todo momento a tiros con los demás Oficiales, quienes repelieron la agresión, resultando en ese momento el Oficial Carlos Alfonso Barajas Arreola, con un impacto en la pierna derecha y también en ese momento cayó al piso el Oficial Diego Armando Bañuelos, quien recibió un impacto en la cabeza, quedando en estado grave.

El responsable en ese momento se logró abatir, respondía al nombre de Carlos Okime Ochoa Belloso, quien quedó en el lugar con una pistola que portaba, siendo una tipo escuadra calibre 9 mm, marca Browning con 2 cargadores. mientras los dos lesionados eran trasladados al Hospital CMQ Premier, donde una hora más tarde se reportó la muerte del agente Diego Armando Bañuelos Mercado, por la gravedad de sus lesiones.

Más tarde arribó al lugar personal del Ministerio Público de homicidios, el Lic. Oswaldo Delgadillo Villanueva, la perito de Ciencias Forenses, Lic. Lucia Campos Lara con 9 elementos de la Policía Investigadora y el Delegado Regional de nombre Sergio Arturo Grajeda, así como de la 41ª Zona Militar, el Tte. de Infantería Albino Diego Hernández con 11 elementos de fuerza, personal de la Policía Estatal a cargo el oficial Otoniel González Rodríguez con 20 elementos de fuerza y 5 unidades, estos últimos se hicieron cargo del detenido y el arma asegurada. Cabe hacer mención que también se logró asegurar a GERARDO JOEL FLORES de 19 años de edad, vecino de la colonia La Esperanza.

En el primer domicilio mencionado de la calle Alameda, se aseguró una camioneta pick up, de la marca Ford, tipo F-150, color blanco, placas de Jalisco, donde los sujetos tenían dos fusiles AK-47, un fusil MP-5 con silenciador y un fusil Mini-14, además se aseguró en esa finca una motocicleta de la marca Italika, color negro, al parecer con reporte de robo.

Luego del levantamiento de más 50 cascajos del lugar de los hechos, el agente del Ministerio Público y la perito en mención, se hacen cargo del levantamiento del cuerpo y el arma mencionada.